Poly-Pur

Aplicación Poliuretano Proyectado

Es el material más empleado en la edificación, con una cuota del mercado superior al 60%.

Se emplea principalmente para el aislamiento de:

  • Paredes de cerramiento y muros enterrados
  • Forjados.
  • Cubiertas inclinadas o planas
  • Cubiertas industriales

Además de actuar como un insuperable aislante térmico, impermeabiliza.
No es preciso enfoscar el trasdós de las paredes para garantizar la impenetrabilidad ante el agua de lluvia.
Se considera un sistema continuo impermeable, con lo que cumple con el nuevo CTE ante cualquier circunstancia.


En cubiertas inclinadas no son precisos otros anclajes por la fuerte cohesión de la espuma con los otros materiales.


En cubiertas planas y sobre la cara superior de forjados, deberán emplearse espumas con densidad superior, capaces de resistir una comprensión > 200 kPa.


Cubiertas industriales

Se aplica con éxito para el aislamiento e impermeabilización de cubiertas ligeras industriales.

Se emplea una espuma de densidad no inferior a 45 kg/m3 y debe protegerse de los rayos ultravioleta solares (U.V.) con un recubrimiento de calidad de espesor suficiente.


Es un aislamiento muy eficaz para evitar el calor y el frío en las naves industriales. Con sólo un espesor de 30 mm, reduce 7 veces la transmisión térmica de la cubierta.

Al estar integrado en la misma hoja de cubierta, evita las condensaciones.


Al tratarse de un revestimiento continuo, tapa las juntas e impermeabiliza la cubierta. La clasificación al fuego del conjunto de espuma más su protección, es Broof.


Encapsula la superficie evitando la migración de fibras de amianto en aquellas cubiertas con placas de fibrocemento antiguas, que se fabrican con ese peligroso material.


Al aplicarse por el exterior de la cubierta, no interfiere la labor de la industria, ventaja ésta muy apreciada por los clientes.

Aplicación Poliuretano Inyectado

Se emplea para el relleno de cavidades como cámaras de aire de paredes dobles ya construidas que carecen de aislamiento.


Es el sistema más eficiente de aislamiento que se puede realizar en una vivienda habitada, ya que se instala fácilmente y con pocas molestias. Para realizar dicho trabajo se hacen unos orificios en la pared para posteriormente poder inyectar el poliuretano mediante una pistola adecuada que mezcla los dos componentes. Se comienza por la parte inferior y a partir de ahí la espuma se expande hasta el relleno total de la cámar.

 
Triángulo

Búscanos en redes sociales